Los escape room como herramienta de aprendizaje en las aulas

¡Celebra tu despedida de soltero en un Escape Room!
17 junio, 2019
Los valores que se trabajan en un escape room
28 junio, 2019
Show all

Los escape room como herramienta de aprendizaje en las aulas

Cada vez son más innovadoras las vías de aprendizaje que se utilizan actualmente en el ámbito de la educación. En este contexto, los escape room se presentan como una herramienta de aprendizaje para muchos profesores y centros educativos.

Los escape room son ideales para mantener la atención de los más pequeños, un reto al que muchos docentes se enfrentan todos los días. Además, estos ayudan a fomentar valores como el trabajo en equipo, el respeto y la escucha mutua.

 

Cómo incorporar un escape room en el aula

Para poder incorporar un escape room en el aula, en primer lugar será importante configurar el espacio. En función de la temática deberás adaptar el espacio.

Para ello, puedes utilizar cajas de cartón o de madera, sobres con pistas, cuerdas o candados. El espacio debe permitir que tus alumnos se puedan mover y desplazar libremente y de forma colaborativa.

En segundo lugar, deberás seleccionar los contenidos necesarios para la realización de la actividad. Sería ideal que la temática y los materiales utilizados en el escape room vayan en consonancia con los contenidos tratados previamente en el aula, con el objetivo de profundizar en los conocimientos ya adquiridos por parte del alumnado.

Además de esto, deberás diseñar los puzzles y otras pruebas, tales como enigmas o rompecabezas. Puedes empezar con dos pistas a la vez, o con dos líneas de juego. Así, los estudiantes tendrán que dividirse en dos grupos más pequeños. Para terminar, podrías incorporar una dinámica de colaboración final para poder resolver el enigma.

Asimismo, deberás elegir el orden de las pruebas. Es recomendable que utilices una lógica a la hora de priorizarlas. Por ejemplo, puedes ordenarlas de más fácil a más complicada, también con el objetivo de que los alumnos colaboren entre ellos.

 

Qué aporta el escape room en la educación

Son muchos y muy diversos los valores que aporta la incorporación de un escape room en la educación. Por un lado, estos fomentan el aprendizaje de una forma divertida. Además, ayuda en el desarrollo de habilidades comunicativas, trabajo en equipo, resolución de problemas y desarrolla el proceso de reflexión.

Este tipo de dinámicas ayudan a que los alumnos adquieran o desarrollen una capacidad de visión del conjunto, pues los alumnos tienen que desarrollar un proceso reflexivo en la situación a resolver.

Por otro lado, también para el profesor la realización de un Escape Room puede ser algo muy gratificante, pues le proporciona una gran cantidad de información sobre el comportamiento de su alumnado, sus capacidades y motivaciones.

Además, una vez confeccionado el juego, este se puede repetir tantas veces como se quiera.

La innovación del escape room implica una retroalimentación final con los alumnos, tanto de su experiencia emocional como de sus aprendizajes. Esta, por tanto, puede ser una experiencia muy gratificante, tanto para el alumnado, como para los docentes.